¡Vaya horas!

Los horarios de algunos son raros, raros, raros. Y esto puede llevar a pensar muchas cosas, pero yo no puedo apartar la mente de sus señorías magistrados del Tribunal Constitucional. Ahora mismo están reunidos para continuar sus deliberaciones sobre el Estatut de Cataluña. Resulta que este texto, que importa muy poco a muchos y que sin embargo parece que sostiene el país, fue recurrido ante el alto tribunal hace ya más de tres años.

Desde entonces han pasado muchas cosas y hemos tenido periodos de olvido absoluto y otros en los que parecía que el fallo era inminente. El caso es que esta semana parece que han decidido que hay que acabar con el tema y se han puesto a trabajar para resolver el embrollo.

¿Pero qué significa para sus señorías trabajar ‘a saco’? He aquí el quid de la cuestión. Fijaron el miércoles y el jueves de esta semana como fechas para debatir, pero ambos días comenzaron la reunión a las diez de la mañana (muy madrugadores no nos han salido) y pararon casi tres horas para comer!!! ¿Quién tiene tres horas para comer en el trabajo? Y una comida de este tiempo suena a chuletón, botellas de vino y copa y puro para terminar. Con lo complicado que parece el tema, no sé yo si nos deberíamos fiar de la sentencia que salga tras estos banquetes.

Pero sus señorías no consiguieron llegar a un acuerdo y decidieron volver a reunirse hoy viernes. Pero esta vez a las 12.30 horas de la mañana, no nos vayamos a agobiar el último día de la semana.

Total, que el resultado es que después de llevar esperando desde julio de 2006, el Tribunal Constitucional va a tener a bien llegar a una conclusión un viernes a las siete de la tarde, lo que significa para muchos salir de trabajar a las doce de la noche y tener el fin de semana empantanado.

Menos mal que se trata de un tema que tiene a todo el mundo pendiente. Bueno, a lo mejor a todo el mundo no, quizá una gran parte de la población (incluso me atrevo a decir que una gran mayoría de los catalanes) son capaces de decir hasta cien asuntos que les importan mucho más que el millón y medio de reacciones que va a haber sobre el Estatut.

PD.- El Pleno del viernes ha terminado a las dos y media sin que hayan llegado a ningún acuerdo. Ahora tiene que volver a empezar todo. Pero en realidad da igual, lo que más impresionada me tenía eran sus horarios de trabajo y eso ya vemos que no cambia.

Anuncios

1 Response so far »

  1. 1

    [a_PalC] said,

    Ánimo damnificada del Estatut!!

    me parto con lo de las 12.30 de la mañana, no nos vayamos a agobiar un viernes…


Comment RSS · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: